Waters of Life

Biblical Studies in Multiple Languages

Search in "Spanish":

Home -- Spanish -- John - 007 (The Baptist prepares the way of Christ)

This page in: -- Arabic -- Armenian -- Bengali -- Burmese -- Cebuano -- Chinese -- English -- Farsi? -- French -- Georgian -- Hausa -- Hindi -- Igbo -- Indonesian -- Javanese -- Kiswahili -- Kyrgyz -- Malayalam -- Peul -- Portuguese -- Russian -- Serbian -- Somali -- SPANISH -- Tamil -- Telugu -- Thai -- Turkish -- Urdu -- Uyghur -- Uzbek -- Vietnamese -- Yiddish -- Yoruba

Previous Lesson -- Next Lesson

Juán - Los Brillos Ligeros en la Oscuridad
Un Curso de Estudio del Evangelio de Cristo segun Juán

PARTE 1 - El Brillo de la Luz Divina (Juán 1:1 - 4:54)
A - La Encarnación de la Palabra de Dios en Jesús (Juán 1:1-18)

2. El Bautista prepara el camino para Cristo (Juán 1:6-13)


JUÁN 1:11-13
“A lo suyo vino, y lo suyos no le reciebieron. Mas á todos los que le reciebieron, dióles potestad de ser hechos hijos de Dios, á los que creen en su nombre: Los cuales noson engendrados de sangte, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, mas de Dios.”

Las gente del Antiguo Testamento pertenecieron a Dios porque el Señor se había atado a estos pecadores por medio de un convenio después de haberlos purificado. Los guío durante cientos de años, arando sus corazones con el arado de la ley y preparondolos para sembrar el Evangelio. De esta manera, la historia de los descendientes de Abraham fue dirigida hacia la venida de Cristo. Su apariencia fue el objetivo y significando del Antiguo Testamento.

Es un hecho muy extraño que los que fueron escogidos para dar la bienvenida al Señor Jesús lo rechazarón y no recibierón su luz. Prefirieron vivir en la oscuridad de la ley, apurando su juicio. Ellos perdieron la gracia del Señor completamente y adoraron sus propios trabajos más que la salvación en Cristo, no arrepientose de sus pecados, pero endureciendo su ser (corazón) contra el espíritu de la verdad.

No sólo las personas del Antiguo Testamento fueron la propiedad de Dios, pero también toda la humanidad, porque Él ( Dios Todopoderoso) nos creó junto con todas las piedras, plantas y animales que hay ahora en este mundo. Por esta razón, las personas del mundo (en este tiempo) llevan la misma responsabilidad como las personas del Antiguo Testamento. Nuestro Creador y Propietario quiere entrar en nuestros corazones y hogares, la pregunta es: ¿seras tu quién le dará la bienvenida? Tu perteneces a Dios, por lo tanto ¿ Te has puesto a la disposición de tu Señor? Desafortunadamente, en estos tiempos la mayoría de las naciones no está lista para abrirse a la luz de Cristo. Ellos no desean que la simpatía de sus rayos venza la dureza de su oscuridad. De esta manera ellos deniegan al Hijo de Dios una vez más en nuestra era.

Cualquiera de los descendientes de Abraham o de la humanidad que abra sú corazón a Cristo y se entrege en las manos del Salvador poderoso, experimentará un gran milagro en su vida. Por la Luz celestial lo aclarará con luz divina y vencerá la oscuridad que reside en su corazón y renovando su ser interno. Cristo lo entregara de la esclavitud de pecado y le transferira a la libertad de los niños de Dios. Si adora a Cristo, entonces el Espíritu Santo residirá en usted y empezará el trabajo de salvación en su vida.

Ahora Juan no dice que llegaremos a ser o que hemos llegado a ser niños de Dios, pero que ahora nosotros llegamos a ser sus niños ( De Dios ), creciendo espiritualmente. Encontramos dos elementos en el medio de estas palabras, aquel quien cree en Cristo, por una parte, entra en una nueva existencia, pero por otro lado él también empieza un proceso de desarrollo y crecimiento hacia una perfección en su vida espiritual. El poder del Señor nos hace una nueva creación y este mismo poder nos santificará y nos perfeccionará. Nosotros no llegamos a ser niños de Dios sólo por adopción, pero por nacimiento espiritual. La unción del Espíritu de Cristo en nuestros corazones nos demuestra que hemos llegado a ser llenos de la autoridad del Señor. El derramamiento de esta autoridad divina en los creyentes demuestra el hecho que ningún poder en este mundo ni a fines de este tiempo pueda evitar a que ellos ( los creyentes) sean llenos de atributos morales divinos. Cristo es el autor de la Fé y su perfecionador.

Los niños de Dios y los niños del mundo no pueden ser comparados uno con el otro. Nacimos de dos padres que nos engendraron de su manera natural o por un plan deliberado. Quizás oraron juntos, obedeciendo la guía del Espíritu. Pero todo la herencia sicologica o física que heredamos de nuestros padres no tiene ninguna relación a nuestro nuevo nacimiento en Dios. Porque la renovación espiritual es santa desde el principio y viene de Dios, de quien cada cristiano nace directamente. Dios es nuestro verdadero Padre espiritual.

Ningún niño puede dar a luz asimismo, sino que el nace, y de esta manera, nuestro nacimiento espiritual es por gracia. Cristo coloca las semillas de su Evangelio en los corazones. Quienquiera que amé estas semillas, las acepta y las mantiene, asi la vida eterna de Dios pueda crecer en este corazón. Bendito sean los que oyen la palabra de Dios y la mantienen!.

Él nacer en una famlia cristiana ó la asociación con otros cristianos no nos hace niños de Dios, sólo la Fé en Cristo nos hace parte de su familia. Esta fe significa que estamos viniendo a El, sumergiendonos en sus cualidades, comprendiendo su gentileza y creciendo en la dependencia en su poder. Este crecimiento no sucedera hasta que nos entreguemos en las manos de Cristo, creyendo que nos guarda y nos se transforma en su semejanza. Fé en Cristo es una relación sincera y un convenio eterno entre nosotros y Él. El nacimiento espiritual no será logrado en nosotros excepto atravéz de la fe , esto es para que no podamos decir que el nacer de nuevo es más grande ni más difícil que la fe, igualmente, la fe ( en Cristo) no menos dificultosa ni más fácil que la renovación del corazón. Ambos son lo mismo.

Juan no mencionó en su evangelio el nombre Jesucristo antes de venir a este pasaje. En su lugar él describió su personalidad a los creyentes de las diferentes naciones de ese tiempo, utilizando palabras cercanas a su manera de pensar. ¿Comprendió usted los seis significados de estas cualidades de Cristo que el evangelista presenta a su iglesia? ¿Abrió usted sú corazón al poder de estos atributos y se somete a ellos? ¡ Sí su respuesta es si, entonces llegará a ser sinceramente un niño de Dios!

ORACIÓN: Señor Jesucristo, yo me arrodillo en tu presencía, adorandote y abriendo mi corazón a ti. Tu vienes a mí a pesar de mis pecados, limpiandome de todas mi iniquidades, y tomas residencia en mí atravéz del Espíritu Santo, pues yo he abierto las puertas de mi corazón a ti.

PREGUNTE:

  1. ¿Qué sucede a los que aceptan a Cristo?

www.Waters-of-Life.net

Page last modified on April 13, 2012, at 10:17 AM | powered by PmWiki (pmwiki-2.2.109)