Waters of Life

Biblical Studies in Multiple Languages

Search in "Spanish":

Home -- Spanish -- John - 008 (The fullness of God in Christ)

This page in: -- Arabic -- Armenian -- Bengali -- Burmese -- Cebuano -- Chinese -- English -- Farsi? -- French -- Georgian -- Hausa -- Hindi -- Igbo -- Indonesian -- Javanese -- Kiswahili -- Kyrgyz -- Malayalam -- Peul -- Portuguese -- Russian -- Serbian -- Somali -- SPANISH -- Tamil -- Telugu -- Thai -- Turkish -- Urdu -- Uyghur -- Uzbek -- Vietnamese -- Yiddish -- Yoruba

Previous Lesson -- Next Lesson

Juán - Los Brillos Ligeros en la Oscuridad
Un Curso de Estudio del Evangelio de Cristo segun Juán

PARTE 1 - El Brillo de la Luz Divina (Juán 1:1 - 4:54)
A - La Encarnación de la Palabra de Dios en Jesús (Juán 1:1-18)

3. La plenitud de Dios pareció en la encarnación de Cristo (Juán 1:14-18)


JUÁN 1:14
“Y aquel Verbo fué hecho carne, y habitó entre nosotros ( y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre) lleno de gracia y de verdad.”

¿Quién es Jesucristo? Es el Dios y hombre verdadero. Juan nos muestra este gran secreto como el tema de su evangelio. Cuando menciona la encarnación de la palabra de Dios, él nos muestra la base de su mensaje. El verso 14 es la llave a todas las siguientes enseñanzas. Si usted percibió esta perla espiritual en todos sus significados, tú obtendrás una perspectiva profunda y conocimiento de los capítulos que vamos a aprender.

La encarnación de Cristo es fundamentalmente diferente de nuestra renovación espiritual. Todos tenemos cuerpos y nacimos de un padre y una madre. Después, la palabra del Evangelio nos alcanzó y la vida eterna fue engendrada en nosotros. Cristo sin embargo no nacio de un padre de este mundo más bien, la palabra de Dios vino a María por el ángel, el cuál le dijo:

"El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y la virtud del Altísimo te hará sombra; por lo cual tambien lo Santo que nacerá, será llamado Hijo de Dios". (Lucas 1:35)

Cuando la virgen aceptó este mensaje maravilloso por fe, ella encontró el embrió extraordinario en su matriz, el cual el Espíritu Santo unió con sangre humana. Así es cómo Dios llegó a ser hombre. Nuestros pensamientos se detienen delante de esta realidad. La biología o la experiencia humana no puede clarificar este secreto.

Algunos teólogos tratan de aliviar la imposibilidad del nacimiento de Cristo para una mente científica diciendo que él sólo apareció en un cuerpo sin tener sinceramente un cuerpo material que sienta dolor y pena. Confesamos sin embargo que Cristo fue completamente humano y divino al mismo tiempo.

La encarnación de Cristo es la mejor interpretación para este nacimiento maravilloso. El Hijo eterno de Dios, que estuvó con el Padre antes que todas las edades, participó en nuestra naturaleza física sin pecado, por el Espíritu Santo en él, venció toda inclinación hacia el pecado, así Jesús se quedó como el único humano que vivió en inocencia, pureza y sin imperfecciónes, mezclandose con humanos rebeldes, indiferentes y malos, los cuales pasaron de esta vida ala otra. Él sin embargo es eterno, incapaz de morir debido a su divinidad, aún mas, teniendo el derecho de ser exaltado él nos amo y dejó su gloria original y vivío entre nosotros en humildad. Llegó a ser uno con nuestra clase y comprendió nuestra situación perfectamente. En su dolor él aprendió obediencia completa, de esta manera el llegó a ser compasivo hacía nosotros, siendo aun los malos de esta historia, Él no nos denegó. Cristo se hizó hombre para atraernos y llevarnos a Dios.

El cuerpo de Cristo se parece al tabernáculo en el Antiguo Testamento donde Dios se encontrabá con su pueblo. Dios estuvo en Cristo y declaró su divinidad delante de todos en forma de hombre. Según el texto griego, Juan dijo que él "tabernaculo esta entre nosotros". Esto significa que él (Jesus) no construyó un castillo duradero para quedarse con nosotros por siempre en esta tierra, pero que habitó como los Beduinos habitan en sus tiendas, moviendose a otro lugar despues de un tiempo corto. De la misma manera, Cristo estuvó entre nosotros por un período corto antes de volver al cielo. Los apóstoles testifican que vieron la gloria de Cristo, el testimonio de ellos es una aclamación de la gloria de Dios y una alegría para nosotros. Ellos son testigos oculares de la presencia del Hijo de Dios como hombre. La fe de ellos abrió sus ojos para comprender el amor, la paciencia, la humildad, la lealtad y la divinidad de Jesús. En su pureza ( Pureza de Cristo) ellos vieron a Dios como persona en esta tierra.

La expresión, "su gloria" en el Antiguo Testamento significa “todos los atributos divinos de Dios”. El apóstol Juan puso valientemente en su testimonio que Jesús era Diós y tenia todos estos atributos. El percibió su majestad oculta así como su belleza y grandeza. Asi tambien, inspirado por el Espíritu Santo, Juan llamó Dios El Padre y Jesús su Hijo. No hay escape de estos términos. La inspiración del Espíritu corta en dos el velo que oculta el nombre de Dios, asegurandonos que el eterno Santo, el Creador poderoso es Padre y tiene un Hijo igualmente santo, glorioso y eterno, lleno de amor.

Dios no es simplemente un juez que vence, destruye y venga con poder. El es tambien compasivo, cariñoso y paciente, y de igual manera es su Hijo.Asi tambien comprendiendo al Padre y al Hijo nosotros alcanzamos el centro del Nuevo Testamento: Quien ve al Hijo ve al Padre. Esta revelación transformó la imagen de Dios que se encuentran en otras religiones y abrió los ojos para la edad del amor.

¿Quiere conocer a Dios? ¡Entonces estudie la vida de Cristo! ¿Qué vieron los discípulos en Jesús? ¿Cuál es el resumen de su testimonio? Ellos ( Los Apostoles y discipulos) vieron el amor de Dios entretejido con gracia y verdad. Piense en estos tres significados mientras usted esta en oracion y usted sentirá la plenitud y presencia de la gloria de Dios en Cristo que viene a nosotros en su gracia curativa, la cuál no es merecida, pero dada por gracia. Todo somos culpables; ninguno de nosotros es bueno, mas bien todos hemos sido corrompidos por el pecado, pero su venida derrama gracia en nuestro ser. Por El no se apena en llamarnos sus hermanos, por él nos ha limpiado, santificado y renovado, y nos ha llenado con su espíritu. ¿No llamariamos estos actos "gracia sobre la gracia"? Junto con esto hemos obtenido un nuevo derecho: El derecho de ser niños de Dios, atravéz de Cristo el cuál ha plantadó en nosotros su gracia. El mensaje de gracia no es engañoso ni es producto de nuestra imaginación,, sino un nuevo derecho otorgado a nosotros por Jesús. Gracia es la esencia de nuestra Fé y la encarnación es prueba de la realidad del trabajo de Dios, este trabajo atreva de sú salvación no perfecciona cada dia.

ORACIÓN: Nos inclinamos a ti Cordero de Dios, como los pastores y a Magos en Belén lo hicieron. Tú eres nuestro Dios el cuál vino como hombre a nosotros y no apenado de llamarnos hermanos. Purifica mi corazón impuro, para que pueda llegar a ser un tabernaculo eterno para ti. Con todos los creyentes te alabo, porque tú gloria ha llegado atrevéz de Cristo, y así Él por amor lleguo a ser un cuerpo humilde hasta la muerte en la crúz y la resurección poderosa que vino después. Te imploramos por las muchas personas en nuestra área, asi ellós puedan percibir tu Luz, recibiendote en sus corazonés y obteniendo el derecho de ver al Padre atreva de tí.Amén.

PREGUNTE:

  1. ¿Qué significa la encarnación de Cristo?

www.Waters-of-Life.net

Page last modified on April 13, 2012, at 10:18 AM | powered by PmWiki (pmwiki-2.2.109)